divagaciones, Sin categoría

No correspondido

Resultado de imagen para unrequited love

 

Te pienso todo el tiempo, aún cuando se que tu no me piensas, y tal vez aún más por eso. Si dejas mi mente por un segundo, el recuerdo de tus besos me atropella, sin piedad, vuelvo a sentir tus labios contra los míos, tu lengua furiosa que me reclama, y tus manos que hacen sentir el cuerpo vivo, como no lo siento nunca, cada centímetro de piel en fuego vivo. Avasallador. Así eres. Ocupas cada rincón de carne y cada cada pensamiento cuando te vas.

¿Que quiere una mujer de un hombre?

Pasión. Suficiente olvidar todo lo demás y convertir el cuerpo en fuente de placer y no de sufrimiento. De armonía y no de contradicciones.

Y te fuiste, y ahora ando ahogada, buscando de nuevo esa llama dulce y dolorosa.

¿Te busco a ti? ¿Busco lo que me hiciste sentir?  Nadie más parece tener ese fuego en el alma, eso que te hace tan fuerte sin ser macho, tan interesante sin ser presumido, tan sensual sin ser vanidoso.

Tenerte es imposible, por que nos perteneces a todas.

En un mundo donde puedo adivinar casi siempre lo que los hombres me van a decir, tu me dejaste muda. Así es.

 

Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s